NIVEL INICIAL | Educación Vial

 

¡En las salas de 5 años sí que aprendemos y contagiamos con lo todo lo que nos enseñaron en el centro de Educación Vial y con las Tantes en la sala!

 Experiencias significativas sí que las hay… y una de ellas es la vivida por los estudiantes de salas de 5 años, en el marco del proyecto de educación vial: “Aprendemos y contagiamos”.

A través de un trabajo de observación e investigación en la sala, con distintos soportes y portadores, comenzaron a incorporar esta temática tan importante. El abordaje fue muy rico: se trabajaron contenidos como; rol del peatón, el conductor y el transportado. Espacios de la vía pública. Normas de seguridad vial. Señales de tránsito.

Y como en el jardín, todo lo que se vivencia con el cuerpo se aprende mejor, visitaron el Centro de Educación Vial de nuestra ciudad.

La emoción de los estudiantes se vivió desde el primer instante: subirse al colectivo, cantar durante el viaje, distinguir a través de las ventanillas las diferentes señales de tránsito que nos muestra la vía pública, hasta llegar al destino final. Allí los inspectores los esperaban, uniformados y respondiendo al imaginario social que cada niño/a preguntaba.

La intensidad del desenlace los llenó de ilusión: utilizando un circuito preparado, y montados en bicicleta con su respectivo casco, pudieron experimentar las normas y convenciones sociales que regulan la circulación y la convivencia en la vía pública. Allí, por un momento, coexistieron la teoría (de la sala) y la pericia de lo vivenciado.

El corolario de este proyecto se expondrá en la muestra de Ciencias, Arte y Tecnología, en donde además, cada familia recibirá una bolsita de fiselina, papelero para el auto, decorada por los niños y reutilizable.